• diegoremirezesteba

Punto y final, punto y aparte.



Lo mencioné en mi anterior entrada en este blog, deseaba que el partido en Arrowhead fuese esa penúltima copa pero la posibilidad era muy baja, pero como disfruté que fuera la última.


Tras vivir uno de los partidos más emocionales en los años que llevo siguiendo la NFL de manera asidua, me encuentro postrado en mi cama intentando conciliar el sueño, escribiendo una nota que más temprano que tarde iba a llegar.


Me viene a la cabeza, una película que es de mis preferidas, la cuál seguramente muchos no hayan visto, tiene grandes frases y homenajean a los Backtreet Boys (de mis grupos favoritos).Estoy hablando de la comedia española, Primos. Dónde el protagonista es plantado el día de su boda y decide irse al pueblo acompañado de sus primos para buscar al amor de su infancia.


En cierta parte de la película, uno de sus primos pregunta al protagonista:


Hay dos tipos de personas, los que ponen la cara y los que ponen el culo. ¿Tú qué pones?

¡Yo pongo el corazón!


Efectivamente, yo también soy de los que ponen el corazón y eso fue lo que me hizo: ilusionarme con ese primer cuarto, emocionarme con el TD de Watt, mentar madres con la anotación de Kelce al final del segundo cuarto, resignarme y enojarme con el tercer cuarto y por último disfrutar los últimos 15 minutos de Roethlisberger como profesional.



Sinceramente esa imagen de Ben Roethlisberger despidiéndose de un Arrowhead repleto y rendido a un jugador histórico, es un apapacho para mí como aficionado Steeler. Prefiero quedarme con esa a lo de los últimos playoffs desolado al lado de Pouncey.


Esta derrota 42-21, dónde faltó más creatividad ofensiva para mantener a Mahomes en el banquillo y refrescar a la defensa que hizo lo que pudo ante ese ataque tan dinámico, supone un punto y final para una historia de 18 años, sin temporadas con récord negativo y donde llegamos a 3 Super Bowls, levantando dos.


Pero también es un punto y aparte, en una organización muy tradicionalista, que desde abril de 2022 va a comenzar un nuevo capítulo de su historia con un nuevo quarterback, temporal o de futuro (eso está por ver) , con un nuevo comandante al mando Cam Heyward, pero con figuras cómo Watt, Minkah o Najee con los valores del Pittsburgh forjados en acero, dispuestos a ayudar a demostrar que implica ser un Steeler.


Ya habrá tiempo para hablar del futuro pero sólo debo decir Thank you Ben. Nosotros sabemos que en 5 años, Canton tendrá el busto de un quarterback histórico como es Ben.



10 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo