• fratecristobal

Pues sí habrá cambio de plumaje.


En mi artículo anterior expresaba, de alguna manera, que existía la esperanza que alguna voluntad divina moviera el tema de Russell Wilson (lo escribo con dolor en mi pecho), pero la calamidad llegó hasta el fondo de mis entrañas, languideciendo mi espíritu, quebrantando mi alma, causando heridas de muerte en mi corazón (para los que me conocen, saben que a veces saco mis palabras domingueras). Ahora la re-estructuración que en un principio preveía resultó más profunda de lo que me imaginé.






Pero soy resiliente, así que levantaré mi rostro y daré la bienvenida a Drew Lock, de quien sinceramente no espero mucho, pero puedo pensar que Seattle seguirá manteniendo en su mayoría un ataque terrestre. Ahora la re-estructuración que en un principio preveía resultó más profunda de lo que me imaginé, no perdamos de vista el tema de Chris Carson, Everett y Duane Brown que liberaría más "panchólares" en su salary cap, digo, parece que por ahí apuntan los planes.


Comentaba también en mi primer artículo en esta plataforma, que Seahawks necesitaba dar un paso de humildad y reconocer la necesidad de una reconstrucción; que no podían depender solamente de Wilson (dolor otra vez), pero ahora vemos que de plano lo dejaron volar; decía también que tenían fuertes deficiencias en la defensiva, que era necesario ir desde la parte de coordinación del equipo; pero sinceramente ¡los últimos acontecimientos me han volado la cabeza! ¡Éstos sí de plano se están queriendo ir hasta la raíz! Mmm... el tema es si Carroll quien funge como el cuervo de tres ojos es capaz de dejarlos ser o si veremos con dolor como los nuevos coaches terminarán como el buen Hodor, sosteniendo la puerta para salvar el pellejo de Carroll.


Reconozco que no pude notar cómo los movimientos en la parte de coordinaciones anticipaba movimientos tan extraños para mí, tales como la salida de Quandré Diggs y Bobby Wagner, ¡cagajo! diría un célebre entrenador brasileño ¿ya mejor nos morimos no? Dichos cambios que comenzaron con el despido de Ken Norton Jr. y Andre Curtis, para darle espacio a Clint Hurtt ascendiéndolo como coordinador defensivo acompañado de Sean Desal (proveniente de Bears) y Karl Scott (proveniente de Vikings) para coordinar la defensa aérea. Respecto a la ofensiva Andy Dickerson coach de corredores también fue promovido y ahora será entrenador de la línea ofensiva apoyado por Chad Morton quien asume el cargo que tenía el mismo Dickerson mientras que Sanjay Lal regresa a Seattle después de un año en Jaguars.


Quiero terminar este breve artículo saludando a la liga Beernasty, con temática de Game Of Thrones, en la que pudimos recaudar una lanita para ayudar a asociaciones; en dicha liga tengo la función de commish. Saludos guardia nocturna, comamos y bebamos, que mañana moriremos.

23 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo